CERRAR

En este momento es cuando más se necesitan los medios de comunicación independientes. ¿Nos apoyas? Lamentablemente, nuestros ingresos por publicidad se han visto afectados, una fuente crítica de financiamiento para nuestro funcionamiento. MOR.BO es una de estas plataformas de comunicación y convergencia cultural que entiende que mereces leer informes honestos y comprobados. Nuestro contenido siempre ha estado disponible gratuitamente; para seguir garantizando que continúe así, necesitamos de tu apoyo con una contribución, ya sea grande o pequeña, esta será muy valiosa para estos tiempos de crisis y el futuro. No importa en qué parte del mundo estés, apóyanos desde tan solo CLP 1.000 o un USD 1.

Coronavirus
¡Espera un poco!
Read and listen
Ayy, close that door, we blowin' smoke
Politics

Juan Carlos I abandonó España en medio de un escándalo por corrupción

La República Dominicana sería el lugar en el que se encontraría Juan Carlos de Borbón. Fotografía: EP
Words Carlos Turmero

La monarquía española vuelve a ocupar las primeras páginas de los distintos portales noticiosos alrededor del mundo luego de que el Rey emérito Juan Carlos I le comunicará al Rey Felipe VI su “meditada decisión” de trasladarse al extranjero ante la “repercusión pública” de las noticias sobre sus cuentas en paraísos fiscales y “para contribuir” a que el jefe del Estado pueda desarrollar su función “desde la tranquilidad y el sosiego” que el cargo requiere, según la carta que difundió la Casa del Rey.

El comunicado se hizo público horas después de que Juan Carlos abandonara el Palacio de la Zarzuela, su lugar de residencia en los últimos 58 años, y que de acuerdo a fuentes cercanas a la Casa del Rey citadas por El País, probablemente se encontraba ya fuera de España. “Hace un año te expresé mi voluntad y deseo de dejar de desarrollar actividades institucionales. Ahora, guiado por el convencimiento de prestar el mejor servicio a los españoles, a sus instituciones y a ti como rey, te comunico mi meditada decisión de trasladarme en estos momentos fuera de España”, señala la misiva.

El comunicado no detalla en qué país vivirá a partir de ahora el padre de Felipe VI, de 82 años de edad, y presenta su salida como una decisión voluntaria, aunque consensuada con su hijo, que le ha mostrado su “sentido respeto y agradecimiento” por el paso que ha dado. Países como Italia, Francia, Alemania, Portugal o Reino Unido, donde tiene parientes y amigos, están entre los posibles destinos a los que se dirigió, aunque hay quienes especulan que el monarca se encuentra en un país latinoamericano.

El diario ABC asegura este martes que el rey emérito se encuentra ya en la República Dominicana, a donde habría llegado en avión procedente de Oporto (Portugal), tras pernoctar el domingo en Sanxenxo (Pontevedra). Juan Carlos I sería huésped de Pepe Fanjul, un magnate del azúcar dueño de un complejo hotelero de lujo en la isla caribeña con el que mantiene una estrecha amistad. La Casa del Rey no confirma ni desmiente esta información y fuentes próximas al padre del rey señalan que el país donde pase las próximas semanas no tiene por qué ser su residencia definitiva.

Diversos medios se han hecho eco sobre sus presuntos negocios ocultos en Suiza lo que ha atraído la atención de la mayoría de la prensa extranjera, como la del diario británico The Times, que dedica la foto principal de su portada a Juan Carlos I con el siguiente titular: “El exrey de España huye de su escándalo financiero”. En el diario The New York Times el foco de la noticia está en las investigaciones que asedian al Rey emérito y adelantan que su salida puede alimentar el debate social y político sobre el futuro de la monarquía en la nación.

De acuerdo con la BBC, el elemento fundamental de la investigación sobre los fondos y negocios de Juan Carlos I es la construcción de una línea de tren de alta velocidad que une las dos ciudades más importantes para el islam (Medina y La Meca) en Arabia Saudita. El AVE (nombre que recibe en España el tren de alta velocidad) a la Meca, que cubre 450 kilómetros en el desierto, fue inaugurado en octubre de 2018 y lo que se investiga es el papel que Juan Carlos I jugó en la adjudicación en 2011 de un millonario contrato a un consorcio formado en su mayoría por empresas españolas para la realización de la obra. Las buenas relaciones del rey emérito con la familia real saudita le llevaron a actuar como intermediario a favor de los intereses comerciales españoles en la región.

El valor de ese contrato ascendió a unos USD $ 7.800 millones y tanto la justicia española como la de Suiza sospechan que durante la negociación se pagaron comisiones de forma irregular. En concreto, las autoridades investigan una supuesta transferencia de 100 millones de dólares realizada por el régimen saudita a favor de Juan Carlos I en 2008, cuando todavía estaba en el trono.

Los abogados del rey emérito han dicho que este no tiene ningún problema en comparecer ante la justicia española en caso de que sea requerido para ello.

En este momento es cuando más se necesitan los medios de comunicación independientes. ¿Nos apoyas? Lamentablemente, nuestros ingresos por publicidad se han visto afectados, una fuente crítica de financiamiento para nuestro funcionamiento. MOR.BO es una de estas plataformas de comunicación y convergencia cultural que entiende que mereces leer informes honestos y comprobados. Nuestro contenido siempre ha estado disponible gratuitamente; para seguir garantizando que continúe así, necesitamos de tu apoyo con una contribución, ya sea grande o pequeña, esta será muy valiosa para estos tiempos de crisis y el futuro. No importa en qué parte del mundo estés, apóyanos desde tan solo CLP 1.000 o un USD 1.

Despues de leer, ¿qué te pareció?

  • Me gustó
  • Me prendió
  • Lo amé
  • Me deprime
  • WTF!
  • Me confunde