CLOSE
Follow 🔥
Coronavirus
¡Espera un poco!
Read and listen
Ayy, close that door, we blowin' smoke
Film / TV

El Hotel Cecil de Los Ángeles y su récord de muertes es el protagonista del nuevo hit de Netflix

El Hotel Cecil en Los Ángeles ha sido escenario de múltiples muertes y asesinatos desde su apertura. Fotografía: Netflix
Words Carlos Turmero

Desde hace algún tiempo para acá, hemos visto que Netflix ha desarrollado una fijación especial por los contenidos criminalísticos, bien sean series o docuseries que reconstruyen crímenes ocurridos en la vida real. Tal es el caso de Crime SceneThe Vanishing at the Cecil Hotel, estrenada el 10 de febrero.

Algo que diferencia a este proyecto creado y dirigido por Joe Berlinger entre la amplia oferta de producciones sobre crímenes reales, aquí se cambia en parte el foco: en vez de centrarse en el victimario del caso, sus víctimas o los hechos en sí, la nueva serie tiene como eje el lugar en el que el crimen ocurrió. En este caso, un tradicional y antiguo hotel del centro de Los Ángeles que cuenta con un amplio historial de sucesos escabrosos.

Publicidad

La historia que lo rodea permanece intacta y son muchos los viajeros que actualmente se siguen hospedando en él para pasar unos días en la ciudad californiana, a pesar de que cuando se construyó este edificio, en 1924, la zona no era precisamente de las más acaudaladas o de mayor estatus; sin embargo, esto no ha sido impedimento para frenar a muchos turistas y ejecutivos que viajan por negocios. No por nada, Ryan Murphy se inspiró en el mítico lugar para desarrollar toda la historia de la quinta temporada de American Horror Story: Hotel.

Principalmente, Crime Scene trata de la muerte de Elisa Lam, una estudiante universitaria canadiense que llegó al Cecil al final de un tour en autobús por la Costa Oeste y desapareció en circunstancias misteriosas. Debido a ciertos aspectos del caso de Lam (su página de Tumblr, un peculiar vídeo del ascensor de l hotel y la horrible forma en que fue encontrada), la historia se convirtió en materia para los medios de comunicación y para los detectives de la red, que elaboraron alocadas teorías conspirativas a partir de hechos, coincidencias tentadoras.

Luego hay una investigación histórica, que conecta a Lam con otras innumerables cosas horribles que sucedieron en el Cecil en los últimos años. Los agentes de policía hablan de las múltiples llamadas de emergencia diarias desde el hotel, y la antigua gerente Amy Price reconoce que hubo alrededor de 80 muertes en el hotel durante su mandato de una década. Y luego están los casos históricos de atrocidades relacionadas con el hotel. Elizabeth “La Dalia Negra” Short podría haber visitado el bar poco antes de su asesinato. Richard “El Acosador Nocturno” Ramírez se alojó allí durante su reinado de terror, así como múltiples suicidios de personas que posiblemente veían al hotel como un lugar ideal para quitarse la vida. Todo esto lleva a los supersticiosos historiadores urbanos y a los mencionados detectives de la red a especular que algo nebulosamente maligno está ocurriendo en el Cecil.

El Confidencial también reseña los casos de Julia Moore, una joven que saltó desde su habitación en el octavo piso en 1962, el mismo año en el que también se arrojó Pauline Otton tan solo una planta superior a la suya o Helen Gurnee, quien siguió el mismo patrón en 1954. Aunque el primer suicidio registrado en el hotel fue el de W.K. Norton en 1931, cuando se envenenó en una de las habitaciones.

El documental también cuenta con el aporte de una historiadora experta en crímenes, Krim Cooper, quien define este hotel angelino como el lugar perfecto en el que los asesinos seriales podía actuar con total libertad. Otros relatos vienen por parte de algunos de los propios huéspedes que se alojaron allí durante un tiempo y muchas versiones coinciden en asumir que el Cecil era un lugar “escandaloso” donde todo lo malo ocurría en los últimos pisos del edificio. “Nunca iría más allá del sexto piso. Por lo general, las personas de los pisos superiores solían morir allí. Una vez que tenían a un tipo en una habitación, lo robaban, lo golpeaban y lo tiraban por la ventana”, señala uno de los clientes en declaraciones recogidas por Daily Mirror.

Las paredes de este lugar guardan muchos secretos que aún en la actualidad se escapan y han pasado a formar parte del imaginario popular que, para algunos, añade un poco de encanto al lugar.

Crime SceneThe Vanishing at the Cecil Hotel está disponible en Netflix y acá abajo puedes disfrutar del trailer.

Apoya el periodismo abierto e independiente de MOR.BO. El 2021 ha sido un año de serios desafíos y dificultades. Puedes ayudar a mantener nuestros informes de alto impacto realizando una compra en nuestra MOR.BO Contemporary Store que cuenta con objetos de edición limitada.

Despues de leer, ¿qué te pareció?

  • 2
    Me gustó
  • Me prendió
  • 2
    Lo amé
  • Me deprime
  • 1
    WTF!
  • Me confunde
   wait! cargando más contenido   wait! cargando más contenido   wait! cargando más contenido   wait! cargando más contenido   wait! cargando más contenido   wait! cargando más contenido   wait! cargando más contenido   wait! cargando más contenido   wait! cargando más contenido   wait! cargando más contenido   wait! cargando más contenido   wait! cargando más contenido   wait! cargando más contenido   wait! cargando más contenido   wait! cargando más contenido   wait! cargando más contenido

Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso.

Aceptar
NIGHT MODE DAY MODE