CLOSE
Follow 🔥
Coronavirus
¡Espera un poco!
Read and listen
Ayy, close that door, we blowin' smoke
Photography

Dano Mozó: Delirios de hielo y otros colores

Fotografía por Dano Mozó
Words Dano Mozó

El paisaje de Jökulsárlón era el siguiente: Playa nevada de arena negra. Te das cuenta que es negra porque los bloques de hielo protegen ciertas zonas debajo de ellos. Pero son los hielos más pequeños, que se han desgastado al llevar más tiempo varados en esta extraña costa. Los más grandes han construido una trinchera contra el mar de Noruega, acumulándose de a poco según el pulso de las olas y acompañados de un constante estruendo provocado por el mismo choque que este fenómeno genera.

Fotografía por Dano Mozó

Publicidad

En Islandia la Tierra se muestra de una manera diferente. Se deja percibir por más sentidos que los que estamos acostumbrados a manejar. Ella se siente en confianza. Y es obvio, porque son tan pocos los habitantes y visitantes, que no tiene ningún pudor en correr desnuda contra el viento. Y sus moradores la tratan con respeto. A través de unos precisos y agudos pinchazos son capaces de pedirle energía para sobrevivir al extremo clima que provoca el invierno de los alrededores del polo norte. Sobrevivir con electricidad, con calor, y con colores. Las casas siguen adornadas de navidad, porque el color es la batalla contra la oscuridad cuando la estación sólo te permite cinco horas de luz por jornada.

Fotografía por Dano Mozó

Y por supuesto que la Tierra también coopera con color. No importa si es amanecer o atardecer porque no le interesa la distinción. En el hipnótico cielo la luz es escasa e intensa, y se presenta llena de pincelazos de una atrevida paleta que es capaz incluso de reventar la película fotosensible de la instantánea.

Cerca del arco de Dyrhólaey, y probablemente sin darse cuenta, el mar acababa de tragarse a una familia. Emotional Landscapes dijo Björk. Parecía que la muerte era el único aspecto de los seres humanos que podía contrarrestar la belleza enérgica del mismo paisaje en que alguna vez los antiguos vieron trolls sumergiéndose en el mar. Sublime era insuficiente y las lágrimas se hacían de hielo.

Fotografía por Dano Mozó

 

Y en otro lado de este perímetro el mar también se congelaba. Y también el lago. Y la isla del lago Myvatn ya no se veía flotando sino más quieta que nunca. Otra textura más en un lugar donde la erosión es una técnica escultórica y la formación mineral es Arquitectura. Recuerda que la luz es rasante.

La cascada de Goðafoss parecía ser el mejor escenario para esperar la Aurora Boreal. Ya se había pronosticado que la actividad de los vientos solares era la adecuada para permitir el ansiado espectáculo. Pero en la Isla no se puede pronosticar porque las alteraciones del ánimo de la atmósfera son caprichosas. Sin embargo, estas verdes estelas que alguna vez dejaron las colas de los zorros se muestran súbitamente y seducen a las estrellas a una velocidad planetaria donde nuevamente nos sentimos como partículas.

Fotografía por Dano Mozó

Y también parece ser caprichosa su propia creación. Su flora no conoce los bosques y sus animales se van de luna de miel fuera de la isla. Menos los caballos, que todos los creen como ponys, pero en verdad son más talentosos que el mismísimo persa, porque es el único equino que ofrece un paso más antes de galopar con sus cortas extremidades.

Así se sienten los fiordos del otro lado del planeta, donde el sur es la esperanza cálida y el norte, la proeza del habitar. Es un punto original, de hecho Julio Verne entró por aquí, por el volcán Snæfellsjökull, al centro de la tierra. Nosotros no podemos entrar, pero sí sumergirnos en los paisajes impensados cubiertos de suave y verdoso musgo para escribir nuestra propia historia.

Fotografía por Dano Mozó

Fotografía por Dano Mozó

Fotografía por Dano Mozó

Fotografía por Dano Mozó

Fotografía por Dano Mozó

Fotografía por Dano Mozó

Fotografía por Dano Mozó

Fotografía por Dano Mozó

Fotografía por Dano Mozó

Fotografía por Dano Mozó

Fotografía por Dano Mozó

Fotografía por Dano Mozó

Fotografía por Dano Mozó

Fotografía por Dano Mozó

Fotografía por Dano Mozó

Fotografía por Dano Mozó

Fotografía por Dano Mozó

Fotografía por Dano Mozó

Fotografía por Dano Mozó

Fotografía por Dano Mozó

Apoya el periodismo abierto e independiente de MOR.BO. El 2021 ha sido un año de serios desafíos y dificultades. Puedes ayudar a mantener nuestros informes de alto impacto realizando una compra en nuestra MOR.BO Contemporary Store que cuenta con objetos de edición limitada.

Despues de leer, ¿qué te pareció?

  • 4
    Me gustó
  • 1
    Me prendió
  • 10
    Lo amé
  • Me deprime
  • WTF!
  • Me confunde
   wait! cargando más contenido   wait! cargando más contenido   wait! cargando más contenido   wait! cargando más contenido   wait! cargando más contenido   wait! cargando más contenido   wait! cargando más contenido   wait! cargando más contenido   wait! cargando más contenido   wait! cargando más contenido   wait! cargando más contenido   wait! cargando más contenido   wait! cargando más contenido   wait! cargando más contenido   wait! cargando más contenido   wait! cargando más contenido

Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso.

Aceptar
NIGHT MODE DAY MODE