Incerteza Viva es el nombre con el que fue bautizada la 32ª Bienal de Arte de São Paulo, que entre el 7 de septiembre y el 11 de diciembre del 2016, se desarrolla en el Parque Ibirapuera, en el corazón de esta metrópolis.

A través de la expresión libre del trabajo de 41 artistas en sus múltiples técnicas, el equipo curatorial invita a reflexionar en torno a cómo entendemos nuestro habitar en el mundo de hoy, bajo la premisa de que estamos viviendo con un “sentimiento de lo tardío luego de haber vivido la racha de oro, tan omnipresente como rechazado”, tal como dice Marc Fischer, en el catálogo oficial. Esta búsqueda se generó luego de que en el año 2014 vieran la luz una gran cantidad de investigaciones y papers que postulaban que estamos en camino hacia la inminente destrucción del mundo, ya sea debido a la degradación ambiental que el planeta está sufriendo, el calentamiento global, las crisis político-económicas presentes en todos los continentes o el poco respeto por la diversidad cultural de nuestra sociedad.

De acuerdo con Jochen Volz, curador de la muestra, la Bienal del São Paulo se presenta “no como un show de arte post-apocalíptico, sino como una investigación que sirva para delinear un pensamiento cosmológico de una inteligencia ambiental y colectiva, y ecologías sistemáticas y naturales”.

Esta bienal también se enmarca dentro de un inestable momento político de Brasil, que tras la destitución de la Presidenta Dilma Rousseff, ha generado un clima de inseguridad social. Y tal como nos lo ha contado siempre la historia, esta es la oportunidad propicia para el arte de desarrollar creatividades explosivas.

Todos los días llega una gran cantidad de visitantes al Pabellón Cecilio Matarazzo, diseñado en 1957 por el arquitecto ícono del movimiento moderno brasileño, Oscar Niemeyer, que en cada ocasión transforma su interior en una nueva museografía capaz de recibir la discusión artística de Latinoamérica. Aquí las obras reciben a los visitantes y las grandes instalaciones son las protagonistas de la interacción, donde lograr la extrapolación de la mente a otra realidad es su objetivo principal.

A continuación el registro fotográfico de esta aventura creativa, donde se olvida que el arte se vende y que los estadísticos 17 segundos de contemplación promedio, no son suficientes.

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Pia Lindman. Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Luke Willis Thompson. Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Isa Tarasewicz. Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Vivian Caccuri. Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Pierre Huyghe. Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Dalton Paula. Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Dalton Paula. Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

José Bento. Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

José Bento. Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Wlademir Dias-Pino. Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Wlademir Dias-Pino. Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Wlademir Dias-Pino. Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Heather Phillipson. Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Katia Sepúlveda. Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Katia Sepúlveda. Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Bárbara Wagner. Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Hito Steyerl. Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Hito Steyerl. Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Charlotte Johannesson. Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Nomeda & Gediminas Urbona. Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Rikke Luther. Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Maryam Jafri. Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Lais Myrrha. Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Lais Myrrha. Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Lais Myrrha. Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Rita Ponce de León. Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Lais Myrrha. Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

José Bento. Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Tracey Rose. Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Ruth Ewan. Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Jonathas de Andrade. Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Felipe Mujica. Fotografía: Dano Mozó

32ª Bienal de Arte de São Paulo

Lais Myrrha. Dois Pesos, Duas Medidas, 2016 Fotografía: Dano Mozó

Despues de leer, ¿qué te pareció?