A finales del año pasado nos enteramos de que la actriz Kristen Stewart estaría saliendo de su zona de confort delante de las cámaras para ponerse delante de ellas en su debut como directora en un cortometraje llamado Come Swim, su ópera prima. La cinta hizo su debut en el Festival de Sundance de este año, y también formó parte de la programación especial del Festival Internacional de Cine de Cannes, y ahora por fin podemos verlo en su totalidad.

El cortometraje traza un día en la vida de un hombre a través de un retrato que a su vez es impresionista y realista, y que nació como una imagen recurrente que Stewart había tenido durante un tiempo: la de un hombre tomando una agradable siesta al fondo del océano. Para ir más allá de los límites de su imaginación, Stewart utilizó recursos como la pintura y la poesía, y de hecho, la primera escena de la película está impregnada de los tonos y la estética de esta visión que le dan a Come Swim un estilo impresionista tan particular, tal como ella misma lo explica:

“Quería capturar esa imagen que es fue obsesiva como ese pensamientos recurrentes que la originaron por primera vez. Lo que pensé que era solo una imagen en mi cabeza era de hecho algo mucho más expansivo. Imagínate a una persona durmiendo contenta en el fondo del suelo oceánico, y obtener satisfacción de ese aislamiento tan profundo. Pensé, ‘Wow, eso es bastante oscuro’. Algo así te hace querer saber la situación que pondría a alguien en ese estado, así que lo hice “.

El cortometraje fue producido por David Ethan Shapiro y su música fue compuesta por St. Vincent, y ya no tendrás que esperar más para verlo, porque ya está disponible en Internet de forma gratuita como parte del programa Shatterbox Shorts de Refinery29. Disfrutemos de Come Swim a continuación:

Despues de leer, ¿qué te pareció?