Nacido en México y criado en Westchester, Nueva York, Victor P. Corona luchó toda su juventud consigo mismo debido a su sexualidad y su estatus de extranjero, encontrando paraísos temporales en la política radical y la academia.Como siciólogo, estaba interesado en conocer un poco más acerca de lo que sucedía en los locales en los que se divertían los club kids de las décadas pasadas, así que para estudiar mejor el fenómeno, dejó atrás suuniforme de nerd estudioso y terminó cubriéndose de látex y glitter para este particular estudio de campo.

A medida que su reinvención de cinco años le permitió acceder a un mundo underground de artistas e intérpretes hambrientos de fama y glamour, su libro Night Class: A Downtown Memoir fue toamndo forma, no sólo como un relato, sino como una crónica fotográfica de esta incursión.

En el libro, Corona se sumerge entre las tribus más deslumbrantes del centro de NYC, entremezclando su propia historia personal con la de la escena del clubes neoyorquinos, centrándose principalmente entre La Fábrica de Andy Warhol, los club kids de Michael Alig de finales de los años 80 y principios de los 90, y en el nacimiento de Lady Gaga y sus pequeños monstruos la década pasada, sin dejar de lado a celebridades del under como Sophia Lamar, Perfidia, Michael Musto, Rose Wood y hasta RuPaul, a quienes vemos en viejas fotos de 35mm en algunas de sus noches más divertidas.

“Puede que a muchos de los fans de RuPaul’s Drag Race no les guste la sección sobre RuPaul en el capítulo cuatro, donde entrevisté a un ex colaborador suyo llamado Flloyd que llamó a Ru ‘infantil y mezquino’ y describió cómo fue sustituido como el compañero de Ru por Michelle Visage. Pero es importante no desinfectar y santificar a los artistas, especialmente en las escenas de club, drag y gay. Nuestros ídolos son humanos. Son gente de negocios. Están vendiendo productos, incluso si el producto es su propia persona. Un gran mensaje detrás de Night Class es que tenemos que ser honestos sobre el precio de la fama, como tener que descartar a tus viejos amigos. Podemos apreciar y admirar a nuestras superestrellas, sin dejar de ser realistas acerca de lo que tuvieron que hacer cuando lograron la fama. De lo contrario, nos volvemos ciegos a lo que realmente significa ser famoso”.

Night Class es una bitácora de transformación: de Victor, de las leyendas de Nueva York que conoció, y del el propio centro de la ciudad. Aunque la comunidad creativa siempre será una parte clave de cualquier gran ciudad, ningún académico ha tenido el acceso que Victor tuvo durante tanto tiempo. Además de largas conversaciones con más de ochenta personajes clave de estas escenas, hay un grupo de fotografías nunca antes vistas que iluminan la emoción y la tragedia que sólo pueden encontrarse en las noches del downtown.

Night Class: A Downtown Memoir. Fotografía: Victor P. Corona

Night Class: A Downtown Memoir. Fotografía: Victor P. Corona

Night Class: A Downtown Memoir. Fotografía: Victor P. Corona

Night Class: A Downtown Memoir. Fotografía: Victor P. Corona

Night Class: A Downtown Memoir. Fotografía: Victor P. Corona

Night Class: A Downtown Memoir. Fotografía: Victor P. Corona

Night Class: A Downtown Memoir. Fotografía: Victor P. Corona

Night Class: A Downtown Memoir. Fotografía: Victor P. Corona

Night Class: A Downtown Memoir. Fotografía: Victor P. Corona

Night Class: A Downtown Memoir. Fotografía: Victor P. Corona

Night Class: A Downtown Memoir. Fotografía: Victor P. Corona

Night Class: A Downtown Memoir. Fotografía: Victor P. Corona

Night Class: A Downtown Memoir. Fotografía: Victor P. Corona

Night Class: A Downtown Memoir. Fotografía: Victor P. Corona

Night Class: A Downtown Memoir. Fotografía: Victor P. Corona

Night Class: A Downtown Memoir. Fotografía: Victor P. Corona

Night Class: A Downtown Memoir. Fotografía: Victor P. Corona

Night Class: A Downtown Memoir. Fotografía: Victor P. Corona

Night Class: A Downtown Memoir. Fotografía: Victor P. Corona

Night Class: A Downtown Memoir. Fotografía: Victor P. Corona

Night Class: A Downtown Memoir. Fotografía: Victor P. Corona

Night Class: A Downtown Memoir. Fotografía: Victor P. Corona

Night Class: A Downtown Memoir. Fotografía: Victor P. Corona

Night Class: A Downtown Memoir. Fotografía: Victor P. Corona

Night Class: A Downtown Memoir. Fotografía: Victor P. Corona

Night Class: A Downtown Memoir. Fotografía: Victor P. Corona

Despues de leer, ¿qué te pareció?