En los últimos meses, la plataforma de streaming Netflix se ha convertido en el lugar perfecto para encontrar thrillers de ciencia ficción gracias a series como Altered Carbon y Black Mirror, o películas como Okja Bright; y parece que su última película es de esas que nos van a mantener al borde de la silla: se llama Tau, y por lo que vemos es un filme  brutal y lleno de terror protagonizado por Gary Oldman como la inteligencia artificial de una casa que aterroriza a sus habitantes en un juego horrible de gato y ratón. Y aunque el ganador del Oscar no aparece en la pantalla, su voz es lo suficientemente escalofriante.

Maika Monroe (It Follows) interpreta a una joven que vive en una ciudad futurista y que es secuestrada por un extraño misterioso. Se despierta atada a una silla en una casa extraña dirigida por la inteligencia artificial Tau, un programa inventado por un psicópata e inventor interpretado por Ed Skrein, y quien le da a elegir: hacer lo que dice la casa, o morir.

Pero mientras su estadía se alarga, se da cuenta de que no es la única atrapada en la casa: se encuentra con otro hombre y una mujer, ambos secuestrados y retenidos contra su voluntad en el lugar. Mientras se unen para escapar, buscan ganarle en ingenio a la casa inteligente, pero las cosas van poniéndose cada vez más locas, y la casa termina atacando como un HAL 9000 totalmente descontrolado. Más que el original, claro.

Tau se estrena en Netflix el 29 de junio de 2018. Y cuidado con lo que dices, que Tau lo escucha todo. Si no nos crees, dale un vistazo al trailer.

 

Despues de leer, ¿qué te pareció?