Desde que Rihanna comenzó a trabajar de cerca junto a Puma como directora creativa de su colección Fenty, ha comenzado a construir un imperio de moda y belleza inspirado en la diversidad femenina desde todo punto de vista. Después de tener una línea de ropa establecida, reveló una impactante línea de maquillaje con más de 40 tonos de piel y que demostraba que finalmente alguien entendía que las mujeres existían en más de los mismos y limitados tonos claros y oscuros de siempre, comenzó una revolución silenciosa, una que comprende el vacío que tantas mujeres alrededor del mundo que nunca se vieron representadas en las campañas de revistas y televisión.

Luego de hacer que marcas como Maybelline, Revlon y muchas más conversaran a ampliar su oferta de tonos de piel antes de quedarse en el pasado, el próximo objetivo de Rihanna fue Savage x Fenty, una línea de ropa interior sensual, inclusiva y accesible, hecha no solo para los cuerpos perfectos que se ven en los desfiles de Victoria’s Secret, sino para los que muchas veces son olvidados por el mundo de la moda: los plus size, los que tienen poco busto o demasiado trasero, y los que no pueden pagar 100 dólares por un brassiere.

Savage x Fenty @ NYFW 2018. Fotografía:Getty Images

Savage x Fenty @ NYFW 2018. Fotografía:Getty Images

Savage x Fenty @ NYFW 2018. Fotografía:Getty Images

Savage x Fenty @ NYFW 2018. Fotografía:Getty Images

Savage x Fenty @ NYFW 2018. Fotografía:Getty Images

Savage x Fenty @ NYFW 2018. Fotografía:Getty Images

Savage x Fenty @ NYFW 2018. Fotografía:Getty Images

Savage x Fenty @ NYFW 2018. Fotografía:Getty Images

Savage x Fenty @ NYFW 2018. Fotografía:Getty Images

Savage x Fenty @ NYFW 2018. Fotografía:Getty Images

Al igual que antes, Rihanna logró conquistar el mercado simplemente incluyendo a todos los cuerpos femeninos o que se identificaran como femeninos, y ayer probó una vez más que sus ambiciones va por lo alto: se convirtió en la primera diseñadora en robarle el show de cierre de la NYFW a Marc Jacobs, quien retrasó su propio show quizás en un intento de crear un conflicto entre los asistentes de ambos desfiles, y hacerlos decidir a quién querían ver más. Al final, Jacobs arrancó con hora y media de retraso y muchos de sus asistentes terminaron abandonándolo para llegar a tiempo al desfile de Savage x Fenty. Ooops.

Savage x Fenty @ NYFW 2018. Fotografía:Getty Images

Savage x Fenty @ NYFW 2018. Fotografía:Getty Images

Savage x Fenty @ NYFW 2018. Fotografía:Getty Images

Savage x Fenty @ NYFW 2018. Fotografía:Getty Images

Savage x Fenty @ NYFW 2018. Fotografía:Getty Images

Savage x Fenty @ NYFW 2018. Fotografía:Getty Images

Savage x Fenty @ NYFW 2018. Fotografía:Getty Images

Savage x Fenty @ NYFW 2018. Fotografía:Getty Images

Savage x Fenty @ NYFW 2018. Fotografía:Getty Images

Savage x Fenty @ NYFW 2018. Fotografía:Getty Images

Y con su pasarela, Rihanna demostró que está dispuesta a robarle la corona de la ropa interior a Victoria’s Secret: ambientado en una instalación futurista, su presentación fue en parte pasarela, parte danza interpretativa, y sobre todo, modelos de todos los tamaños y colores. Si bien es cierto que las angels  Joan Smalls y Bella y Gigi Hadid hicieron aparición, fue entre mujeres de color, modelos de talla grande, cuerpos atléticos y una variedad de mujeres de estatura amazónica. Incluso se llegó a ver a dos modelos embarazadas, incluyendo a la musa de Rihanna, Slick Woods.

Savage x Fenty @ NYFW 2018. Fotografía:Getty Images

Savage x Fenty @ NYFW 2018. Fotografía:Getty Images

Savage x Fenty @ NYFW 2018. Fotografía:Getty Images

Savage x Fenty @ NYFW 2018. Fotografía:Getty Images

Savage x Fenty @ NYFW 2018. Fotografía:Getty Images

Savage x Fenty @ NYFW 2018. Fotografía:Getty Images

Savage x Fenty @ NYFW 2018. Fotografía:Getty Images

Savage x Fenty @ NYFW 2018. Fotografía:Getty Images

Savage x Fenty @ NYFW 2018. Fotografía:Getty Images

Savage x Fenty @ NYFW 2018. Fotografía:Getty Images

En declaraciones posteriores al show, Rihanna dijo que su idea era que la la audiencia pudiese deleitarse con la energía de “todos los diferentes tipos de cuerpo, y todas las mujeres diferentes, presentes en diferentes etapas de su feminidad”.

Combinando piezas de encaje elástico, nylon, transparencias, sedas y algodones surtidos que iban desde lo más práctico pasando por lo deportivo hasta lo más fetichista y sensual, el desfile fue sin duda una celebración de lo femenino en todas sus formas. Con su sorprendente show, Fenty x Savage le está diciendo a la industria de la ropa interior lo que Fenty Beauty le dijo a la de los cosméticos: la diversidad es necesaria, hermosa, y además, puede llegar a ser un fenómeno de ventas cuando tu clientela se siente incluida y no rechazada por cómo se ve. ¿Lo mejor de todo? No hay que esperar para adquirir las piezas: todas están disponible en la página oficial desde ya.

Despues de leer, ¿qué te pareció?