Charles Manson, el líder de culto que se convirtió en uno de los asesinos más notorios de los Estados Unidos, murió el domingo por la noche debido a causas naturales, de acuerdo con una declaración emitida por la Prisión Estatal de California en Corcoran, en la que afirmaban que Manson, de 83 años, fue declarado muerto a las 8:13 p.m. (hora local) en un hospital del condado de Kern.

A finales de la década de 1960, Manson se convirtió en un “gurú espiritual”, atrayendo seguidores y comenzando un culto en California que más tarde se denominó la Familia Manson. El grupo ganó notoriedad nacional en 1969 cuando Manson ordenó a sus seguidoras, en su mayoría jóvenes, asesinar a siete personas.

Una de las víctimas, la actriz Sharon Tate, era la esposa embarazada del cineasta Roman Polanski y fue apuñalada en su casa 16 veces por miembros de la secta. Otros cuatro fueron asesinados en esa casa, y otra pareja, los LaBiancas, fueron asesinados la noche siguiente.

Manson fue condenado originalmente a muerte, pero en 1972, un caso en el Tribunal Superior de California en el condado de Los Ángeles anuló la pena de muerte, así que estuvo condenado or nueve cadenas perpetuas, y se le negó la libertad condicional 12 veces entre 1978 y 2012. Hasta ahora, las autoridades dicen que no se sabe que sucederá con sus restos. A continuación, recordamos algunas de las curiosidades más destacadas acerca de este célebre asesino.

1. No estuvo presente en el famoso asesinato de Sharon Tate

Así como lo lees. Materialmente hablando, nunca mató a nadie en los famosos casos del año 1969. Comprensible cuando tienes una “familia” de jóvenes que hacen todo lo que dices y que puedes utilizar a tu antojo para nunca ensuciarte las manos. En el caso Tate/LaBianca ni siquiera estuvo presente al momento de las muertes; y sin embargo, fue condenado según los estatutos de California que permitían a los conspiradores de asesinato ser culpables a través de “responsabilidad indirecta”, que no exigía su presencia en un asesinato para condenar. Menos mal.

2. Tomó su inspiración de un muy famoso libro

Todos sabemos que Manson era fanático de Hitler, pero no muchos saben que aprendió a manipular a los miembros de la familia gracias al famoso autor Dale Carnegie y su legendario libro Cómo ganar amigos e influenciar a las personas. Durante su primera estadía en la cárcel, Manson estudió el libro religiosamente, específicamente la parte acerca de cómo influir en los demás para “apropiarse” de una idea. ¿Otro de sus autores favoritos? Ron L. Hubbard, autor de los libros de la iglesia de la Cienciología. Hmmmm.

3. Arregló la escena del crimen

Aunque no cometió ninguno de los asesinatos en la residencia Tate, se aseguró de que la escena fuera lo suficientemente dramática: después de que sus seguidores mataran brutalmente a la actriz Sharon Tate, el guionista Wojciech Frykowski, la heredera de Folgers Coffee, Abigail Folger y Jay Sebring, estilista de celebridades, Manson regresó al lugar para reorganizar la escena del crimen, colocando una bandera estadounidense que se encontraba en la casa cerca del cadáver de Sharon Tate, pues necesitaba que todo se viera como quería.

4. Quería ser un famoso músico

Manson, que aprendió la guitarra en una de sus primeras visitas prisión, llegó por primera vez a California en 1967 y pronto conoció a destacados músicos como Neil Young, y el hijo de Doris Day, el productor de discos Terry Melcher. Incluso conoció a Dennis Wilson de The Beach Boys, quien tomó una de las canciones de Manson, Cease To Exist, y la convirtió en la canción Never Learn Not To Love de la banda, obteniendo créditos. Manson recibió un pago único y una motocicleta a cambio de los derechos de la canción, pero se resintió por el “robo” de Wilson: según varios libros sobre el asesino, dejó una bala en la cama del baterista como advertencia.

5. Tenía una lista de celebridades para asesinar

Como vemos, Charles Manson tenía aspiraciones de celebridad, pero cuando quedó claro que la carrera de Manson no despegaba como estaba planeado, comenzó a albergar algunas fantasías de venganza violenta. Si bien los rumores siempre han girado en torno a sus crímenes, entre ellos está la idea de una “Lista de la Muerte” que incluye algunas de las personas más famosas del mundo en ese momento: de acuerdo con la seguidora de Manson, Susan Atkins, la familia Manson tenía una lista de muerte de celebridades que incluía a Steve McQueen, Elizabeth Taylor, Richard Burton, Frank Sinatra y Tom Jones. Creepy.

6. Usaba el sexo para controlar a la Familia Manson

Según Helter Skelter, el libro escrito sobre el caso por el fiscal Vincent Bugliosi, el sexo desempeñó un papel mucho más importante que las drogas en las técnicas de persuasión de Manson: trataba el sexo como una herramienta de manipulación y cada vez que “desfloraba” a adolescentes virginales, se aseguraba de tener siempre hombres guapos en su entorno para mantenerlos bajo control. Si bien es fácil ver toda la locura de la Familia Manson y preguntarse cómo alguien podría seguir a un loco como Manson, es importante tener en cuenta que la mayoría de sus seguidores se unieron a la familia antes de los 20 años, y en su mayoría venían de hogares rotos, por lo que eran fácilmente manipulados por Charles Manson.

7. Trató de involucrar a las Black Panthers con un asesinato

Una cosa que a menudo se ocultaba sobre Charles Manson, era que éste era un racista descontrolado: su visión del mundo entera se formó alrededor del movimiento de los derechos civiles, ya que creía que los afroamericanos iban a dar un golpe de estado y apoderarse de la sociedad. En este escenario, creía que los negros eran “genéticamente inferiores” y que sería bienvenido como su líder una vez que se dieran cuenta de que “aspiraban demasiado”. Manson trató de convencer a sus seguidores de que sus asesinatos parecieran cometidos por las Panteras Negras. Con referencias a “cerdos” y al establishment, Manson esperaba que sus asesinatos fueran culpados al grupo radical de derechos civiles en una revolución que él llamaba Helter Skelter, al igual que la canción de The Beatles.

8. Estuvo comprometido a los 80 años con una mujer de 27

Cuando Manson tenía 80 años estuvo comprometido con una de sus seguidoras más fieles: Star (cuyo nombre verdadero es Afton Elaine Burton), de 27 años de edad. Lo visitaba regularmente, y aunque nunca llegaron a tener visitas conyugales (estaban prohibidas para Manson), el compromiso duró algunos meses hasta que se descubrió que la joven quería apoderarse del cuerpo del asesino luego de su muerte para exhibirlo o sacarle algún tipo de ganancia. Manson terminó con ella luego de algunos meses.

Despues de leer, ¿qué te pareció?