La banda británica de trip hop Massive Attack se formó en 1988, y casi 30 años después todavía tiene el poder de seguir despertando un genuino interés con cada una de sus nuevas producciones que no dejan espacio a la indiferencia en el ámbito musical, y mucho menos en el estético. La agrupación de Bristol logra paisajes sonoros únicos casi hipnóticos, llenos de oscuridad e historias escondidas.

A principios de este año estrenaron su aplicación móvil Fantom una semana antes de la llegada del EP Ritual Spirit, lleno de sorpresas e hitos dentro de la historia de la banda, pues la producción marcó el regreso de Tricky a Massive Attack desde el lanzamiento del Protection hace 22 años, así como la primera vez que Horance Andy no contribuía con su voz a un disco de la agrupación y que Neil Davidge no producía a la banda desde 1994.

Con la llegada de este EP, comenzó una curiosa narrativa en sus videos, que sin falta comenzaron a ser protagonizados por famosos rostros de mujeres. Todo inició en febrero con la nominada al Oscar Rosamund Pike, quien fue la figura principal del clip Voodoo in My Blood, dirigido por Ringan Ledwidge. El director rindió tributo en el clip a dos famosos filmes de terror: Phantasm (1979) y Possession (1981) con la utilización de una aterradora esfera y la recreación de la famosa escena en donde Isabelle Adjani camina poseída por el paso subterráneo Joe Strummer de Londres. En el clip, Pike pasa por el mismo lugar y se enfrenta a una esfera dorada que le clava una aguja en el ojo, escanea su retina y toma control de ella, forzándola a golpear sus cabeza contra las paredes y a convulsionar al ritmo de la música.

Tan sólo un mes después llegó nuestra segunda protagonista: Kate Moss, la estrella del visual de Ritual Spirit. Bailando con una pálida luz que se movía de un lado a otro en lo que pareciera ser una danza íntima y ceremonial, Kate se asemeja a una druida moderna y desafiante que busca rendirle honor a espíritus ancestrales mientras presenciamos su trance místico.

Poco después la banda hizo una pausa, pero el mes pasado el app Fantom comenzó a sonar de nuevo con un par de nuevas canciones que al parecer formarán parte de una nueva producción. Aún no sabemos en qué formato llegará, pero lo que sí sabemos es que la narrativa de las protagonistas solitarias continuó con el video de Come Near Me, en donde la actriz Arta Dobroshi de Kosovo camina de espaldas por todo un pueblo para evitar estar cerca de un hombre que la sigue. Su deseo de mantener un espacio amplio entre ambos es tal, que cuando debe decidir si parar o seguir su marcha en reversa en las profundidades del océano, la vemos hundirse con convicción con tal de seguir alejada de ese hombre.

En su última creación, Massive Attack atrajo a la joya más brillante de Australia: la doble ganadora del Oscar, Cate Blanchett. Bajo la dirección de John Hillcoat, el video del tema The Spoils nos habla de amor y melancolía con la voz de Hope Sandoval mientras vemos el rostro de Blanchett frente a nuestros ojos, con una piel limpia, radiante y casi cautivadora. Su mirada es determinada y conmovedora, pero mientras avanza el tema, vemos cómo su cara va transformándose como si diversas máscaras se hubiesen adherido a su piel y al final hubiésemos descubierto que la actriz era un simple espejismo de arena, erosionado por el viento y el tiempo.

Con esta serie de visuales protagonizados por mujeres, Massive Attack parece estar creando una historia construida capítulo a capítulo, con cada uno de sus videos formando parte del hilo conductor de una historia de la cual todavía no conocemos el final. Aún nos toca esperar a ver si la elección de estas destacadas féminas es casual o es sencillamente el comienzo de algo más grande que nos esperará en las próximas producciones visuales de la agrupación; pero siempre es bueno ver a mujeres fuertes tomar las riendas de la narrativa y la estética de una de las mejores agrupaciones de los últimos tiempos, que con un toque de ingenio y audacia siempre logra sorprendernos.

Despues de leer, ¿qué te pareció?