Miren, vivir hoy en día es algo bastante costoso, por lo que en los últimos años, los jóvenes adultos prefieres lanzarse un maratón de Netflix antes de irse al cine y conseguir pareja a través de Tinder. Y si bien es cierto que salir a pasarse un buen rato con los amigos en un bar es uno de los pocos y pequeños placeres que nos quedan en la vida, un estudio reciente determinó que el 28% de los jóvenes entre los 24 y 31 años prefieren beberse esos mismos tragos en casa.

De acuerdo con un estudio realizado por Mintel y publicado hace poco, ese porcentaje considera salir “mucho esfuerzo”. Aunque las razones para preferir beber en casa varían, algunas de las respuestas más comunes sobre el motivo acerca de por qué los encuestados preferían quedarse en casa a compartir unas cervezas es que es más relajante (74%), menos costoso (69%) y porque es una experiencia más personal (35%).

Además, aproximadamente el 38% de los bebedores hogareños eligen quedarse en casa para controlar mejor su ingesta de alcohol, así que no podemos culparlos por ser más responsables. Además, no siempre estamos de ánimo de pagar cócteles con sobreprecio, o gritarnos a través de una mesa para poder conversar adecuadamente, sin hablar de los costos de transporte (estacionamiento, Über, etc).

Además en casa tenemos wifi y baños limpios. ¿Qué mejor lugar para compartir?

Cabe señalar que el estudio afirma que las generaciones anteriores tienen la misma opinión sobre beber en casa: solo que un 15% de los padres de los millenials lo hace. En general, el informe indica que el 55% de los consumidores prefieren beber en casa, así que quizás lo que deberíamos cambiar en los resultados del estudio es decir que “es mucho dinero” en vez de “esfuerzo”, ¿no? ¡Salud!

Despues de leer, ¿qué te pareció?