SACO6

Hace unos días les comentamos que Liam Gallagher sería el protagonista de la portada del nuevo ejemplar de la revista británica Q Magazine, en la cual al parecer hablaba de su inminente regreso a la música. Pues bien, ya la revista está a la venta y hemos podido ver unas cuantas citas del ex-vocalista de Oasis.

En primer lugar, su regreso. Liam dice que hasta los momentos tiene escritos unos 10 u 11 temas, que para él son lo suficientemente buenos como para hacer un disco, y que tienen buenas melodías, actitud y que las letras son “jodidamente divertidas”. También tiene confianza en su sonido, en el que está trabajando con “dos amigos”. ya que no va a traernos nada experimental o bizarro, ya que no es “ni Pink Floyd ni Radiohead“, sino “música con la barbilla en alto”.

Para prepararse a su vuelta como estrella del rock, Liam dice que corre siete millas al día a parir de las 5 de la mañana (cuando no llega de fiestear a la misma hora), y que además monta uno que otro árbol para mantenerse activo para tener una buena vida que lo haga hacer buena música: es amigo de su lechero, George Michael le ha enviado flores más de una vez, y sin embargo, dice que a diferencia de su hermano Noel, no ha caído en la tentación del lujo, los excesos y los amigos famosos

“¿Qué más le falta? ¿Que Robbie Williams participe en su próximo disco? Tendría que llamar a la policía. Noel vive en una casa de 17 millones de libras esterlinas, y creo que eso te cambia. Tienes buenos muebles, buenas cocinas, buen vino tinto que te recomendó Bono. Y Damon Albarn se convierte en tu amigo. Bien por él, pero no es para mí. Mucha gente me dice que tengo que dejar tranquilo a Noel. No lo voy a hacer hasta que cierren Twitter. Ese imbécil siempre me va a oír”.

Tampoco es que Liam no tenga amigos famosos, pues el reconocido chef británico Jamie Oliver es su vecino, y en más de una oportunidad lo han regañado por lanzarle piedras a las ventanas en estado de ebriedad, “pidiéndole que le lance unos panes con tocineta”. En la entrevista también cuenta que luego de la ruptura de Beady Eye pasó por un momento difícil, pues sentía que ya no tenía propósito:

“Cuando estás en una banda sabes lo que debes hacer todo el día, toda la noche, siempre. Está escrito en un libro, casi. Y me hacía falta eso, me estaba volviendo loco. No loco de verdad, aunque siempre estoy loco. Pero enloquecido como si no supiera quién soy. Quería escapar de mí mismo, pero yo mismo era lo único que tenía.”

Pese a estar listo para un nuevo capítulo de su carrera, dice que cree firmemente que Oasis se reunirá en algún momento, y “será glorioso,” porque los fans se lo merecen: “Noel, vamos a hacerlo. Un año. Sólo un año. Mis maletas están hechas desde la última vez que me fui de gira, así que estoy listo”.

Mientras esperamos lo que nos traerá Liam en solitario, escuchemos el tema Don’t Brother Me de Beady Eye:

Despues de leer, ¿qué te pareció?