Desde que las drogas son sustancias ilegales, la gente ha estado encontrando formas nuevas e innovadoras de llevarlas a las personas que las quieren, a menudo ante las narices de las autoridades. Muchos de los contrabandistas, por supuesto, son atrapados y la policía adapta sus tácticas, lo que significa que los distribuidores de narcóticos necesitan evolucionar constantemente para mantenerse un paso adelante.

Dicen que la necesidad es la madre de la invención, y si bien es cierto que las mulas de drogas son una opción clásica, son una operación relativamente de alto riesgo, pues a menudo las atrapan. No es que esto sea de particular interés para los narcos, pero cada mula apresada aumenta el riesgo de la exposición de toda la operación. Sin embargo, de vez en cuando hay métodos tan ingeniosos, que a veces nos da pena que los hayan atrapado.

Es por ello que hoy les traemos una lista de 7 de los métodos más WTF de contrabando de cocaína que hemos descubierto:

1. En un envase de Nesquik

Nesquik en un mercado de Madrid. Imagen: El Periódico

Nesquik en un mercado de Madrid. Imagen: El Periódico

A principios del 2017, un hombre de la localidad española Zaragoza tuvo una sorpresa cuando llegó a casa después de hacer las compras, pues se dio cuenta de que el precinto de seguridad del Nesquick que había comprado había sido violado, y al abrirlo se consiguió camuflada entre el cacao una bolsa con polvo blanco, que al llevar a la policía fue confirmado como un cuarto de kilo de cocaína, valorado en unos 13.000 euros.

2. En unas piñas

Las piñas de la discordia. Imagen: Guardia Civil Española

Las piñas de la discordia. Imagen: Guardia Civil Española

Esta semana, un cargamento de piñas proveniente de Costa Rica y que llegó a España venía con un relleno muy especial: habían vaciado las piñas de su carne, las habían rellenado con cilindros compactos con aproximadamente un kilo de cocaína que, a su vez, estaba envuelta en una capa de parafina amarilla que simulaba la carne de piña. Siete personas terminaron detenidas por tratar de contrabandear los 67 kilos de cocaína. Buen intento.

3. En unos implantes mamarios

Un kilo de cocaína en estas bolsitas. Imagen: Guardia Civil Española

Un kilo de cocaína en estas bolsitas. Imagen: Guardia Civil Española

Mientras haya gente transportando drogas como mulas, siempre habrá un espacio en sus cuerpos para esconderlas. Y si bien muchos sabemos que tragar dediles de cocaína que terminan en el intestino siempre ha sido uno de los métodos más populares, las cosas han ido evolucionando: en 2012, una mujer colombiana que volaba a Berlín fue detenida y registrada por funcionarios del aeropuerto luego de quejarse de un dolor intenso, terminó confesado que llevaba un poco más de un kilo de cocaína dentro de unos implantes mamarios recientemente insertados. Lo mismo le pasó recientemente a una venezolana que quiso traficar en MadridOuch.

4. En unos tamales

Pobres tamales. Imagen: Policía de Houston

Pobres tamales. Imagen: Policía de Houston

Demostrando que no hay nada sagrado en este mundo, en agosto del 2014, oficiales antidrogas del aeropuerto George Bush de Houston en Estados Unidos interceptaron nueve bolsas que contenían 7 onzas de cocaína. Lo más impactante de todo es que las encontraron dentro de una caja de 200 tamales que traía un hombre salvadoreño.

5. En nalgas falsas

Un bum bum peligroso. Fotografía: Policía de Portugal

Un bum bum peligroso. Fotografía: Policía de Portugal

Esta imagen publicada por la policía portuguesa a principios de este año, se muestra un bañador multicolor con dos bolsas marrones en la parte trasera que contenían alrededor de un kilo de cocaína incautado en el aeropuerto internacional de Lisboa después del arresto de un hombre que llegó en un vuelo desde la ciudad de Belem, en el norte de Brasil. Traía lo suficiente como para vender 5.000 dosis individuales.

6. En unos plátanos

Los "plátanos" rellenos de cocaían. Fotografía: Guardia Civil Española

Los “plátanos” rellenos de cocaían. Fotografía: Guardia Civil Española

Todos sabemos que Colombia es un importante productor de plátanos. Y en la actualidad, sigue siendo un importante productor de cocaína. Así que los traficantes se han aprovechado de la popularidad de ambos productos para tratar de traficar la droga dentro de cargamentos de la fruta: el pasado noviembre la policía española de la ciudad costera de Málaga y de Valencia descubrieron 17 kilos de cocaína escondidas en plátanos falsos hechos de resina, y el resto escondido en las aletas de las cajas de cartón.

7. En el prepucio

Owwwww. Imagen: Chirpse

Owwwww. Imagen: Chirpse

Sí, leíste bien. Aunque no fue un contrabando muy exitoso, hay que reconocer que esta persona fue increíblemente ingeniosa. En el año 2011, un hombre llamado Antoine Banks, quien estaba a punto de ir a prisión por posesión de ciertas drogas, intentó entrar en la cárcel con una pequeña bolsita de cocaína que escondió entre el prepucio y la cabeza de su pene. Lamentablemente para él fue descubierto al ser registrado por las autoridades, pero reconocemos su esfuerzo.

Despues de leer, ¿qué te pareció?