Para la fotógrafa ucraniana Kristina Podobed, capturar imágenes es uno de los pocos medios con los que cuenta para expresar sus impulsos creativos, además de ser la manera ideal de superar sus propios miedos y mostrar una perspectiva distinta con respecto al tabú de la desnudez.

“Antes cuando veía la foto de una chica desnuda no podía evitar juzgarla, pero la fotografía me ayudó a superar esos sentimientos, y ahora mi perspectiva y mis ojos están verdaderamente abiertos”.

Podobed comenzó en el 2011 con tomas que le tomaba tanto a sus amigas como de sí misma, pero rápidamente ha recopilado un cuerpo de trabajo y muchos seguidores que aprecian su capacidad para hacer un poco más borrosas las líneas entre la intimidad seductora y la singularidad cruda.

Además de ser visualmente cautivantes, cada imagen presenta un escenario particularmente extraño, pero uno en donde la identidad femenina desafía los estereotipos tradicionales de cómo se debe mirar a las mujeres.

Kristina Podobed

Fotografía: Kristina Podobed

Kristina Podobed

Fotografía: Kristina Podobed

Kristina Podobed

Fotografía: Kristina Podobed

Kristina Podobed

Fotografía: Kristina Podobed

Kristina Podobed

Fotografía: Kristina Podobed

Kristina Podobed

Fotografía: Kristina Podobed

Kristina Podobed

Fotografía: Kristina Podobed

Despues de leer, ¿qué te pareció?