El líder vocal de Foals, Yannis Philippakis, confesó en una entrevista reciente que no es fanático del Festival de Coachella, pues según él, mientras los eventos musicales en el Reino Unido se sienten casi como una celebración sudorosa y tribal, la fiesta anual en California tiene un ambiente “desinfectado”.

“Coachella no es mi idea de un buen festival. Si bien es cierto que vemos a celebridades en Glastonbury, lo bueno es que todo el mundo debe caminar de forma penosa por el barro sin importar quiénes sean, mientras que en Coachella es como que, ‘¿dónde está mi carruaje privado?'”

Philippakis dice que Coachella siempre atrae a un tipo de personas que quieren vivir un estilo de vida aspiracional, y que más que música, lo que quieren es tomarse selfies con coronas de flores como todo el mundo.

“La gente no rockea y no se puede beber como se hace en un festival de verdad. Todo es como desinfectado, al igual que en Los Ángeles.”

La banda se encuentra preparándose para sus presentaciones en los festivales de Reading y Leeds a finales de este mes, que serán dos de los mas grandes shows de su carrera. Sin embargo Philippakis no está preocupado ni nervioso, sino contento de poder ser headliner.

“Estoy contento, aunque sea un poco egoísta, de que nosotros seamos los headliners de Reading en vez de una vieja banda de patrimonio que ya han encabezado cada festival en el circuito. Espero que sea una muestra de que no es necesario hacer X, Y y Z para convertirse en una banda más grande. No es necesario arreglar tu imagen o blanquearte los dientes para ser una buena banda de rock.”

Foals volverá al estudio en noviembre cuando finalicen su tour para grabar su nuevo disco.

Despues de leer, ¿qué te pareció?