No hace mucho hablamos de los cortometrajes de hip-hop y de cómo su evolución los ha convertido en un medio por sí mismos más allá del concepto de video musical, y en los últimos tiempos hemos presenciado cómo las películas hechas por las casas de moda han avanzado para pasar de ser un vehículo para la promoción de sus colecciones a algo más artístico y con un mensaje.

Hoy justamente les traemos un ejemplo de ello con la nueva campaña Primavera/Verano 2017 de KENZO, que sumerge en el mundo de los videos musicales, haciendo de su banda sonora un elemento tan esencial como cualquier otro de su producción creativa.

Bajo el nombre de Music Is My Mistress, Humberto León y Carol Lim, los co-directores creativos de la marca desde 2011, trabajan una vez más con el director Kahlil Joseph para traernos una fusión perfecta entre el mundo de los videos musicales y del séptimo arte. Uniendo escenas y secuencias a distintos ritmos, Joseph, mejor conocido por su trabajo en Lemonade de Beyoncé, crea un ritmo único que sirve como el marco para una historia sobre búsqueda y persecución.

Además de su declaración musical, la película también tiene un mensaje cultural: teniendo a los actores Tracee Ellis Rose y Jesse Williams, KENZO sutilmente pone el foco en los problemas y las desventajas que las personas de color todavía deben enfrentan en la moda, el cine y en el mundo en general.

Sin más preámbulos, disfrutemos del trabajo de KENZO en Music Is My Mistress:

Despues de leer, ¿qué te pareció?