Espera un poco!

No tienes nada aún. ¿Ya viste lo nuevo en nuestra Store?

Ayy, close that door, we blowin' smoke
Riot

Cardi B: La stripper dominicana del Bronx que cambió los lapdances por el hip-hop

Cardi B. Fotografía: Complex
Words mor.bo

Para quienes sieguen de cerca las noticias más recientes del mundo de la música, seguramente han descubierto en los últimos meses un nombre que se sigue repitiendo: Cardi B. En estos días, esta rapera de descendencia trinitaria y dominicana y criada en el Bronx está haciendo ruido con su sencillo Bodak Yellow, que acaba de convertirse en el número 1 del Top 100 de Billboard, haciendo de Cardi la primera persona de descendencia dominicana en ocupar ese puesto.

La historia de Cardi podría ser una leyenda en el mundo del hip-hop, y una que cuenta que a veces es posible salir de la mierda para brillar. Cuando apenas tenía 19 años, esta neoyorquina vivía con una pareja abusiva y con su madre. Las cosas no estaban nada bien: la habían despedido de un trabajo como cajera en un supermercado local, así que se buscó un trabajo de stripper en un local del downtown de la ciudad, y comenzó a documentar su vida a través de la plataforma Vine y en Instagram.

No pasó mucho tiempo para que se volviera una mini celebridad en Internet, para luego formar parte del elenco del reality show Love & Hip Hop: New York, en donde comenzó a experimentar haciendo música, que resultó en una primera mixtape, llamada Gangsta Bitch Music Vol. 1, lanzada el año pasado, y que tuvo tanta popularidad, que fue firmada por Atlantic Records poco después. Este año lanzó su primer single oficial con la disquera, Bodak Yellow, que desde junio anda sonando sin cesar.

“I don’t give a fuck”

Cardiiiiiiiiiiiiiiii ☑️ @iamcardib

Una publicación compartida de champagnepapi (@champagnepapi) el

Una de las características más refrescantes de Cardi B es que realmente le importa una mierda lo que la gente piense de ella, y mucho menos que sepan sobre sus orígenes y lo que tuvo que hacer para obrevivir en un momento difícil de su vida. Dice que muchos la subestiman por haber sido stripper, pero que eso no le impide haber creadu su propio sonido, su propia oz, y letras que merecen ser escuchadas.

“Me importa una mierda. La gente piensa que siempre voy a ser la stripper que nunca va a tener éxito en ninguna parte. ¿Pero saben qué? Es genial, porque ya soy la perdedora y lo que me queda es subir y subir como la espuma. Ser stripper me salvó: salí de una mala relación, mi novio me caía a golpes todos los días. Además volví a estudiar. Nadie puede quitarme eso”.

Para su primera mixtape, decidió trabajar con gente que creía en ella en vez de pagarle a productores o a otros artistas para que le dieran temas y tuviera que usarlos como features que al final opacaran su trabajo. Dice que lo más importante de esa primera producción fue darse a conocer como artista con gente que creyera en su música y lo que tenía para ofrecer, aunque fuese un riesgo. Al final, le resultó, pues anda abriéndole shows a Drake en su UVO Tour. Y aunque trabaja más que nunca, no se arrepiente. “Solía trabajar como stripper hasta siete días a la semana… Ahora a veces me digo, wow, estoy tan cansada… pero entonces me digo a mí misma,  ‘¿Qué te pasa? ¿Prefieres estar aquí o moviendo el culo durante ocho horas en tacones?'”

La voz de las gangsta bitches feministas

Sin duda alguna, el estilo de Cardi y sus posts en Instagram son seguidos con fervor por sus seguidores, y aunque ahora ocupa el número 1 de las carteleras norteamericanas, su música no siempre es considerada con la seriedad que se merece, pues para muchos Cardi simplemente es una one-hit-wonder de la era de las redes sociales, y ella está muy consciente del desafío que implica ser considerada más seriamente.

Quizás es por ello que su acercamiento a la música implica ser la voz de lo que ella llama las gangsta bitches del Bronx, así como cualquier otra mujer que se considere identificada con sus letras, pues no tiene tiempo para haters, y mucho menos para aquellos que tienen una visión cuadrada de lo que significa ser feminista hoy en día.

“Si crees en la igualdad de derechos entre hombres y mujeres, eso te convierte en una feminista. No entiendo cómo muchas de ustedes piensan que para ser feminista se necesita tener un título. Eso desalienta a cierto tipo de mujer. Una feminista es algo tan grande… y vengas de donde provengas estoy aquí para apoyarlas a todas”.

En estos días, Cardi B es considerada como la artista más badass del hip hop, y tiene el pedigree para seguir haciendo récords en cartelera. Al fin y al cabo, es la primera mujer que logra tener la corona desde finales de los 90, cuando artistas como Missy Elliott o Lauryn Hill eran el ejemplo a seguir. Esperamos que sea la primera de muchas: por allí están chicas como Young MA o Syd creándose espacios en un género tradicionalmente masculino, y Cardi podría ser la vanguardia de una nueva ola de artistas que representen lo mejor del hip hop y el rap.

Despues de leer, ¿qué te pareció?

  • 49
    Me gustó
  • 10
    Me prendió
  • 69
    Lo amé
  • 8
    Me deprime
  • 20
    WTF!
  • 7
    Me confunde
Canvas

MOR.BO × Lin Zhipeng

CLP $6.000

¿Podrías estar sufriendo de anorexia sexual sin saberlo? Los adictos al sexo se “sobrealimentan” a través de la promiscuidad o el comportamiento de alto riesgo, los anoréxicos sexuales se “mueren de hambre”, negándose a sí mismos el placer de las relaciones, las citas, el amor y una conexión genuina con los demás. + More