Espera un poco!

No tienes nada aún.

Ayy, close that door, we blowin' smoke
Lists Music

5 secretos que han hecho del diseñador Virgil Abloh un DJ activo por 20 años

Virgil Abloh. Fotografía. High Snobiety
Words mor.bo

Puede que cuando escuches el nombre de Virgil Abloh, tu primer instinto sea relacionarlo con el mundo de la moda, lo cual está muy bien, porque es uno de los diseñadores más hot del momento: no solo está al frente de su propia marca, Off-White, sino que este año también se convirtió en el Director Artístico de Menswear para la marca Louis Vuitton, presentando su primera colección para la icónica casa de moda algunos meses atrás.

Sin embargo, Abloh, originario de Chicago, ha estado detrás del deck desde que era un adolescente: siempre ha estado involucrado con diferentes géneros de música, por lo que tocarla de alguna manera siempre ha sido algo que lo ha atraído. Comenzó trabajando como DJ desde que tenía unos 18 años, un hobby que llevo hasta la universidad, e incluso después de haberse convertido en diseñador.

“Siempre me ha gustado hacer transiciones desde el scratch del hip-hop, hasta escuchar a músicos como Gilles Peterson. Creo que la fascinación de mi padre con el jazz y el soul van muy bien con el hip-hop que yo escuchaba. Crecí con gente como Common y A Tribe Called Quest, y en esa época la música electrónica house no estaba a la vanguardia, ¡y es una pena! Aprendí sobre el techno de Detroit con gente como Benji B, y fue así como mi conocimiento se fue expandiendo”.

Este año, Virgil cumple 20 años de pinchar discos, y en algún momento después de ser firmado por Louis Vuitton jugó con la idea de retirarse, pero las ganas no le duraron mucho: como amante de la música, podría trabajar como DJ el resto de su vida. Así que hoy recogemos algunos de los secretos que lo han hecho permanecer en el ambiente electrónico durante tanto tiempo, y presentarse en festivales como el Lollapalooza y Coachella.

1. La cultura club se encuentra en cualquier parte del mundo

“Hace poco estaba hablando con alguien sobre eso, sobre cómo la escena parece cambiar, agotarse, pero no es así. Soy de Chicago, y crecí escuchando house y techno en la radio, pero el problema es que no hay clubes de house y techno en Estados Unidos, y siempre termino en Brooklyn o Miami. Hay grandes clubes, pero hice mi carrera de DJ donde podía encajar, y eso solía ser en un club de hip-hop. Ponía a Travis Scott, o Hudson Mohawke con Kanye y Skepta. Pero esa energía está en todas partes, solo hay que abrirse a ella”.

2. La esencia de un DJ es la diversidad

“Para mí, ser conocedor de diferentes estilos y ser lo suficientemente diverso para poder tocar lo que quieras, es la esencia del DJ. Ya sabes: gente como Gilles Peterson, Francois K, DJ Harvey o Benji B, quien le enseña a gente joven cómo ser un DJ en un ambiente moderno. Tienes que ser tú mismo. En Estados Unidos los clubes casi siempre son de servicios de botellas de alcohol, y es un barómetro diferente, así que me gusta poder llevar lo que hago a otros lugares, sobre todo en Europa, combinando un poco de rap, house, techno. Pero esencialmente solo estoy poniendo la música que a mí me gusta, y haciendo que le guste a los demás”.

3. No hay que tener miedo a lo comercial

“Me encanta tocar música comercial en entornos inesperados, y poner música más rebuscada en entornos comerciales para conectar ambas culturas, así mantengo vivo el espíritu de Malcolm McLaren. Se trata de romper los estigmas de diferentes estereotipos y del esnobismo. Sucede en ambos lados. Se trata de tener libertad y de aportar algo cuando se trata de clubes o locales o shows en vivo. Mis sets en cada evento son drásticamente diferentes, pero están destinados a ser reveladores para quien los escuche. Me encanta tocar mis canciones favoritas, populares o no, en un mismo set”.

4. Siempre hay que tener el oído en el underground

“Siempre me inspiro en productores underground. Todo lo que sé es que trato de encontrar discos que sean contemporáneos pero que tengan una raíz histórica. Todo lo que venga de un lugar auténtico, lo voy a poner a sonar. Mi sueño musical sería que gente como Playboi Carti, WizKid o Gunna hagan un featuring de afrobeat con un chico de Nigeria. ¿Quién sabe? Sueño con que mis amigos de Nigeria, a través de la escena de Londres, puedan llegar a sitios como Coachella y convertirse en un éxito en los Estados Unidos. Amo la música tanto como la moda, y creo que los pequeños éxitos demuestran que las culturas de nicho aún pueden llegar a la cima”.

5. Hay que tomarse en serio la responsabilidad de ser DJ

“Creo que debe haber una palabra diferente para quienes se llaman DJs y solo necesitan un cable auxiliar para conectarse. No digo que no sean DJs, pero no los llamaría igual que esas personas que hacen coincidir tres tiempos en tres platos diferentes, y uno está en bucle y otro es una canción loca de house. Sin embargo, me encanta cuando una cultura de nicho puede ser invadida. Ayuda a establecer sus fundaciones. Ser DJ ahora es como irse a jugar golf. Todo el mundo es DJ, sin importar qué tan buenos sean. Es algo común, y todo el mundo tiene una opinión sobre la música. Es genial que más personas estén entrando en esta forma de arte, pero es una gran responsabilidad ser un gran DJ. Yo, de ninguna manera, estoy en el nivel en el que quiero estar todavía, pero sigo trabajando”.

Despues de leer, ¿qué te pareció?

  • 1
    Me gustó
  • Me prendió
  • 1
    Lo amé
  • Me deprime
  • WTF!
  • Me confunde
Magazine SALE!

ISSUE #02

$5.000 $4.250
Limpiar