El animé, considerado como una de las formas de arte más populares del siglo 21 ha tenido una evolución increíble desde sus inicios con los cortos de Oten Shimokawa en 1917, pasando por las animaciones producidas durante la Segunda Guerra Mundial, y hasta las producciones pioneros en los 60 que dieron paso a la obra de maestros como Hayao Miyazaki y muchos otros.

La televisión expandió el animé durante la década de 1960, dando a luz muchos de los géneros y subgéneros esenciales que conocemos hoy y creando la relación casi inseparable de la industria del animé con la publicidad y el merchandising desde los años 70 y 80 cuando la llegada del VHS catapultó el animé a su clímax comercial y estético, llevando el arte a occidente.

Millones de personas en Europa, Norteamérica y Latinoamérica han tenido parte de su niñez arraigada en algunas series de animé favoritas, pero más allá de la atracción sencilla de los dibujos animados de los sábados por la mañana, la animación japonesa se ha convertido en una forma de arte hermosa y compleja, con una estética incomparable e historias que siguen resonando. Con esta lista, buscamos aprender, redescubrir y explorar la riqueza de un género increíble que siempre ha visto hacia el futuro, aunque el apocalipsis esté a la vuelta de la esquina.

12. Naruto (2002-2007)

Naruto. Imagen: CrucnhyRoll

Naruto. Imagen: CrucnhyRoll

Es casi la versión japonesa de Harry Potter basada en un mito increíble: los ninjas. nacida de la pluma de Masashi Kishimoto, cuenta la historia de Naruto Uzumaki, un ninja adolescente que busca ser reconocido, y que sueña con convertirse en el Hokage, el líder de su pueblo. Con una mitología increíblemente rica, sigue siendo una de las series japonesas más populares de todos los tiempos.

11. Dragon Ball Z (1993-2003)

Dragon Ball Z. Imagen: io9.

Dragon Ball Z. Imagen: io9.

Inspirado en el manga de Dragon Ball escrito e ilustrado por Akira Toriyama, Dragon Ball Z fue la segunda encarnación de la serie popular, y hasta hoy sigue siendo el mejor ejemplo de su duro estilo: tiene algunas de las más elaboradas escenas de lucha coreografiadas en toda la historia de dibujos animados, y es casi una carta de amor a los que disfrutan de una buena pelea entre el bien y el mal con un héroe sacrificado en Goku.

10. Mazinger Z (1972-1974)

Mazinger Z. Imagen: Toei Animation Studios.

Mazinger Z. Imagen: Toei Animation Studios.

Mazinger Z es un clásico del género mecha. Este animé introdujo muchos de los conceptos que vemos en cualquier animación de este tipo, como la figura del robot como última esperanza de la humanidad, piloteado por un humano (casi siempre adolescente), científicos locos tratando de conquistar el mundo, compañeros incompetentes o de aspecto extraño, mujer piloto orgullosas y más. Cada episodio era la misma trama: el Dr. Hell enviaba a sus Bestias Mecánicas mientras Koji Kabuto corría hacia Mazinger, resonaba la música de fondo, y se daba incio a la batalla en la que al final, Mazinger era el ganador.

9. Gundam Wing (1995-1996)

Gundam Wing. Imagen: ScreenRant

Gundam Wing. Imagen: ScreenRant

Llamar a esta franquicia fundamental o clásica puede que sea redundate: no sólo es sólo uno de los anime más famosos de la historia, sino que al igual que Mazinger Z, se encuentra entre los verdaderos pioneros del género mecha, y casi cuatro décadas después de la primera aparición de Mobile Suit Gundam en 1979, sigue conquistando al público de nuevas generaciones con la historia de la guerra entre el Principado de Zeon y la Federación de la Tierra, con esta última develando el robot gigante conocido como el RX-78-2 Gundam, pilotado por el mecánico adolescente Amuro Ray.

8. Astro Boy (1963-1966)

Astro Boy. Imagen: PluggedIn

Astro Boy. Imagen: PluggedIn

Astro Boy podría fácilmente ser descrito como la primera serie popular de animé. Sigue la historia de un niño androide, Astro Boy, y sus interacciones con los seres humanos en un mundo futurista. la historia clásica de Osamu Tezuka se convirtió en la caricatura de varias generaciones de niños, no sólo en Japón, pero también en el extranjero. Incluso hoy es tan icónico que algunas estaciones de tren en Japón tocan su tema para señalar el momento en el que un tren puede abordarse por los pasajeros.

7. Shoujo Kakumei Utena (1997)

Shoujo Kakumei Utena. Imagen: Honeyfeed.fm

Shoujo Kakumei Utena. Imagen: Honeyfeed.fm

Shoujo Kakumei Utena fue uno de los primeros animé en utilizar el cambio de género, el romance lésbico y el transformismo, temas que en ese momento, no estaban tan establecidos como hoy en día. La protagonista principal de la serie, Utena, obviamente no es nada típica: sirve como el príncipe azul para una hermosa damisela en apuros, y si bien su personaje es un cliché de animé al ser “la chica mágica” con destellos brillantes flotando durante sus secuencias de transformación, sigue siendo tan representativa como lo fue al momento de su estreno.

6. Sailor Moon (1992-1993)

Sailor Moon. Imagen: HelloGiggles

Sailor Moon. Imagen: HelloGiggles

Sailor Moon es sin duda alguna una de las series más emblemáticas de la historia del animé. El show no sólo creó secuencias de transformación hermosas y toneladas de memorables frases que las niñas de todo el mundo repitieron una y otra vez (¡por el poder del prisma lunar!), sino que para muchos, Sailor Moon formó parte esencial de su infancia. Este anime clásico ayudó a introducir la animación japonesa en los corazones de las audiencias occidentales, haciéndola mucho más mainstream para las generaciones futuras.

5. Tokyo Ghoul (2014)

Tokyo Ghoul. Imagen: Anime News Network

Tokyo Ghoul. Imagen: Anime News Network

Inspirado en el manga best-seller sobrenatural y de terror de Sui Ishida, Tokio Ghoul sigue a Ken Kaneki, un estudiante universitario tímido y algo nerd, que se siente al instante atraído por Rize Kamishiro, un ávido lector al igual que él. Sin embargo, Rize no es exactamente lo que parece, y el encuentro lleva a Kaneki a las oscuras profundidades del mundo inhumano de los ghouls. Así, Kaneki comienza su nueva y secreta vida como un híbrido ghoul/humano que debe luchar contra el deseo de comer are humana. Es uno de los animés contemporáneos más populares y reconocidos, combinando elementos sobrenaturales con algo de distopia, y con una adaptación al cine que está conquistando las audiencias japonesas.

4. Fullmetal Alchemist (2003-2004)

Full Metal Alchemist. Imagen: ComicBook.com

Full Metal Alchemist. Imagen: ComicBook.com

Aunque es ante nada una historia optimista con increíbles escenas de acción, Fullmetal Alchemist es tremenda cuando se trata de mostrarnos los diversos aspectos de la condición humana. Los personajes principales son los hermanos Elric, Ed y Al: Ed es el famoso Fullmetal Alchemist que casi perdió a su hermano pequeño Al en un accidente que ocurrió cuando los muchachos intentaron resucitar a su madre muerta usando la alquimia. Edward logró contener el alma de su hermano con un traje de armadura, y aunque logró salvar la vida de su hermano, tuvo que pagar un gran precio. Para recuperar lo que perdieron, los hermanos se embarcan en un viaje para encontrar la legendaria Piedra Filosofal.

Desde los primeros episodios nos presentan temas sobre la muerte, la esperanza perdida y la traición. El verdadero motor emocional de la serie es la relación entre Ed y Al, ya que los dos pasan por crisis por las que nadie debería tener que lidiar, y para el final de esta serie vas a querer abrazarlos y decirles que todo va a estar bien.

3. Death Note (2006-2007)

Death Note. Imagen: StackXChange

Death Note. Imagen: StackXChange

Con una adaptación de acción en vivo en camino hecha por Netflix, esta serie se basa en el manga creado por el escritor Tsugumi Ohba y el ilustrador Takeshi Obata. Con una popularidad casi inmediata, el show fue un éxito instantáneo con el público del animé gracias a su historia inteligente, personajes interesantes, y una premisa lo suficientemente extraña como para diferenciarse de otras series de su género.

Impulsada por sus dos personajes principales, Death Note se mueve de episodio a episodio manteniéndonos al borde de nuestros asientos, preguntándonos si el detective L podrá acabar con el asesino Kira (mejor conocido como Light Yagami). Con un montón de sorpresas, incluyendo un gran shock a mitad de la serie, nos quedamos preguntándonos qué hará falta para detener al brillante y malvado Yagami. Si no la has visto, te volará la cabeza.

2. Cowboy Bebop (1998-1999)

Cowboy Bebop. Imagen: Deadline

Cowboy Bebop. Imagen: Deadline

Esta serie única combina varios géneros y estilos musicales, produciendo uno de los más originales, y posiblemente uno de los mejores animés de la historia. Ambientado en el siglo 21, Cowboy Bebop sigue a un grupo de cazadores de recompensas a medida que viajan en su nave espacial, Bebop. Las secuencias de acción están maravillosamente animadas: desde las batallas espaciales hasta las escenas de lucha de artes marciales, están acompañadas por un soundtrack de rock, jazz y heavy metal.

La mayoría de los episodios siguen a la tripulación de la Bebop mientras buscan criminales buscados por las autoridades, pero la serie inteligentemente mezcla flashbacks y detalles del pasado de cada uno de sus miembros, ofreciéndonos una historia sólida. El personaje principal, Spike Spiegel, tiene un pasado oscuro, ya que trabajaba para un violento sindicato criminal. Cada episodio se nutre por igual del spaghetti western, el film noir y los policiales de los años 70, con lenguaje de vaqueros, femmes fatales y escenas de persecución perfectamente mezcladas para crear una serie como ninguna que hayas visto hasta ahora.

1. Neon Genesis Evangelion (1995-1996)

Neon Genesis Evangelion. Imagen: MyAnimeList

Neon Genesis Evangelion. Imagen: MyAnimeList

Y llegamos al número uno. Si alguien hiciera una encuesta entre los fanáticos del animé que conoce, es bastante probable que muchos nombren a Neon Genesis Evangelion como su favorita de todos los tiempos. La razón es muy sencilla: ninguna otra serie de animé ha sido capaz de captar la atención de la audiencia con una inteligente historia de ciencia ficción adulta que tome elementos de religión, psicología y filosofía con sus angustiados personajes adolescentes.

La premisa principal de Evangelion sigue al joven Shinji Ikari, quien se ve obligado a lidiar con la torpeza de su madurez, su alienación y los recuerdos de su padre mientras se pone a cargo de una gigantesca máquina de combate robótica que es necesaria para luchar contra los malvados ángeles invasores.

Manteniéndose con un carácter introspectivo, la serie prefiere analizar el dolor de Shinji y los otros chicos como él en lugar de crear un espectáculo de la grandiosa trama de sci-fi ciencia ficción. Y sí, la serie es ciertamente complicado, y para muchos el final no es perfecto, pero es y sigue siendo un punto de referencia inigualable en el animé que aún no ha podido ser superado.

Despues de leer, ¿qué te pareció?